16.7.07

Los corazones sólo se roban con engaños (y ya pocos les creen)

Por cuestiones geográficas, yo hago mis compras en un supermercado de esos que no se promocionan por bajos precios sino por exclusividad: o sea, en un súper donde usualmente compra gente más adinerada que el promedio. No voy a hacerle propaganda... pero es más barato que el supermercado de mis odios jarochos...

La cosa es que siempre ando en mi cartera un pin en contra del TLC, pero hoy me puse el pin en el pecho, justo al ladito del corazón (ese que no se podrá robar ningún ladrón de esos que ahora repiten sin convicción alguna “mi corazón dice sí”). Aclaro: ¿ya se enteraron de semejante ridículo? Resulta que los “creativos” -¡uy sí, qué creativos!- del sí (bueno, los empleados contratados del sí porque gente trabajando por amor no he conocido todavía entre sus filas) han intentado robarse el logotipo de NUESTRA campaña del No... y digo nuestra porque es de toda la gente que ha puesto el corazón, el cuerpo, la energía y la pasión en estas dos letras de esperanza: NO. Y bueno, sí... o más bien NO... a los del sí no se les ha ocurrido mejor idea que robar. Así como se rasgan las vestiduras defendiendo la propiedad intelectual (la de ellos, claro está) y tratándonos de oportunistas (por no dejarlos embolsarse el país)... son ellos los que han caído bajo y se han puesto en ridícula evidencia de desesperación, tratando de robarse un logotipo. Lo que no saben es que el dibujo no es la esencia de esta lucha... y que unos trazos no hacen diferencia alguna. Los corazones dibujados se los pueden robar pero ¿los nuestros? Imposible. Simplemente, los empleados del sí hacen gala de no haber entendido nada. Se agradece el cumplido.


Volviendo a los pasillos del supermercado... Hoy, que andaba visible mi oposición a Toda La Corrupción, pude notar que todos los ojos se posaban sobre mí. Era algo así como lo que en psicología se llama “disonancia cognoscitiva”: “¿qué hace ella comprando aquí?” o “¿cómo puede alguien que compra aquí estar en contra del TLC?”. Entonces yo me aproveché de todo eso... y debo decir que hoy hice gala de la más increíble amabilidad... le dí paso a las señoras que creen que el carrito del súper es como su Montero del año, el cual manejan bajo la premisa de “quítate que voy”. Hablé con la cajera (bueno, eso siempre lo hago), caminé sonriendo (eso sí era pura estrategia publicitaria), etcétera... generando aún más disonancia... “¿No qué todos los que están en contra son unos maleducados vagabundos chancletudos buenos-para-nada?”.

Y para rematar, me compré unas frutas importadas... y no pocos ojos se posaron sobre mí mientras escogía melocotones gringos (seguro son transgénicos pero saben rico los cabrones). La disonancia era más o menos la siguiente: “O sea, ¿no se oponen a los productos importados? ¿No es que todos son antigringos extremistas comunistas pro-Chávez?”.

Yo, ya estoy clara en que esta guerra se gana con el alma... Así que la cosa es la siguiente... o todos y todas nos atrevemos a dar la cara, a ponernos pines, a empapelar ventanas y carros, a caer mal en las fiestas y almuerzos familiares por romper “la armonía” para decir lo que pensamos y por qué lo pensamos... o esta batalla nos la ganan comprando votos y conciencias como ya lo están haciendo en todo el país.

No hay más tiempo, no lo hay. Si no salimos ya a defender lo que es nuestro, nos vamos a lamentar toda la vida. Pregunto: ¿Estás poniendo el corazón en todo lo que hacés? (es metáfora y también es literal).


ConCostaRica.com1
NOs defendemos Corazon negativo


No con banderita

15 comentarios:

elopio dijo...

si, no te imaginas la cara de la gente cuando entro al edificio del trabajo con la camisa de no al tlc.
Creo que si no les dijera "buenos días" a los guardas todos los días, me pasarían persiguiendo.

Victor EM dijo...

To citando a la nación esto es sorprendente, pero bueno:

http://www.nacion.com/ln_ee/2007/julio/17/economia1169906.html

Lena donde dice
"Costa Rica dejó de producir ese grano hace 20 años, pues era más barato importarlo que sembrarlo, pero ahora esta tendencia podría revertirse."

www.lafotosaliomovida.com dijo...

De pie ConCostaRica. Lindo texto Caro, me emocioné de verdad.

Jen® dijo...

jaja qué bueno!
y es que saben tan bien, las cosas salidas del corazón.

Rodrigo Jimenez dijo...

"Cómo me duele" que no exista el TLC aun, porque ya los habría demandado pór robo de propiedad intelectiual!.

Esta apropiación del talento y la creatividad de los del NO al TLC, solo pone de manifiesto la medicriodidad,la falta de creatividad, y sobre todo el deperdicio de los abundantes recursos económicos que despilfarran a cada rato en la tal campaña del Si.

Es tal la magnitiud del dinero malgastado en consultorías, asesorás y otras pendejedas que muchos de los beneficiarios se iteralemnte hecho ricos.

Lo t6errible es que pareciera que no hay nadioe cuyo corazón les dice si, que ponga un alto a tanto descontrol y tanto desafuero y abuso con la plata.

Por otra parte, ya voy entendiendo, cuanbdo dicen mi corazón dice "SI, se refiere al corazópn de las trasnacionales, de los empresarios sin escrúpulos que está deseando despojarnos del patrimonio que pertence a todos los costarricenes y que representan los mejores negocios estratégicos para algunos tagarotes cuyo corazón, el cerebro, el bolsillo, los principios, y lealtades dicen SI ante esta posibilidad de enriquecerse.

Se puede mejorar el slogan diciendo: EL CORAZÓN DE MI PATRON DICE SI, porque es mas exacto y corresponde al realidad.

Costa Rica merece un tipo de costarricense solidario, leal, honrado y con dignidad para enfrentar los desafíos de un desarrrollo económico, inclusivo, solidario y equitativo y no Bull shit con el nombre de TLC

Mi nombre es Rodrigo Jiménez Vega y estoy para servirles,

Victor EM dijo...

Ese esta buenisimo!!!!!!!!! El corazón de mi patron dice si jajajaja

wílliam venegas segura dijo...

Me gusta la figura retórica que dejaste en mi blog, imagínate un cartel que diga: "Vacas sagradas con dedos de oro con el Concierto n.1 de Chaikovski". Es como ver caminar a una sirena. ¿Caminas?

wílliam venegas segura dijo...

Por lo menos caminas con el NO, me encanta la gente patriótica por encima de los mezquinos intereses ecónomicos de las transnacionales. Abajo el rico Epulón y su hermano.

Sirena dijo...

Elopio: ¿sí o no que es una sensación interesante? Toda armarse de valor a veces pero es fundamental.

Vic: Gracias por el dato... le sacaremos jugo.

Sergio: ;-) es que así es la cosa... emocionémonos...

Jen: así es... sabe bien la satisfacción...

Rodrigo: lo que no entiendo bien es tu entrada... el TLC no nos defendería de nada, de ningún robo... es el robo en su máxima expresión. Gracias por venir.

William: es que a mí me da por imaginar esas cosas... Y sí, camino y corro... aunque camino poco la verdad... A ver si ponés el corazón en tu blog... armate de valor que aquí te defendemos!!!

Denise dijo...

Lo que me parece más idiota es que x defender cierta ideología se te mire raro en un lugar.

Luces del Interior dijo...

Yo creo que esta "guerra" no se gana con el alma, se gana con votos y con los votos de la mayoría. Es necesario pensar que todos y cada uno de los votos cuenta, no se vale quedarse en casa, insultar antes y luego hacer de las calles un infierno porque ganaron los que no piensan como yo.

Es democracia, al menos parece, así que aprovechemos esta oportunidad para decir que es lo que cada uno quiere.

Susana dijo...

Pues sí, esto se gana con votos, pero hay que ponerle alma,vida y corazón para conseguirlos. Conocemos a nuestros compatriotas y sabemos que no siempre podemos atenernos a que surja por iniciativa propia sino que hay que provocar esas "disonancias".
A Víctor em y a todos, les recomiendo leer este artículo relacionado con la noticia de La Nación de ayer:
http://www.bilaterals.org/article.php3?id_article=6562

JP Zuniga dijo...

Insisto, los del NO le robaron la idea al Chapulín Colorado (basta con ver el post de Sirena), a "Saprissa de Corazón", a "I love NY" y hacen una alharaca por ello.

Literófilo dijo...

Sirena, viva la sirena, Ay No AL TLC AYYYYYYYYY RAMBINO!!!

Julia Ardón dijo...

Gracias sirena.
Hoy es canto y no desencanto.
Yo voy a ese mismo lugar...quizá te veían raro porque somos más de los que algunos se imaginan...jajjaja...fue en ese mismo lugar donde yo compré un libro buenísimo contra el poder de las trasnacionales...

Qué bonito.