11.7.07

Se puede "estar camote". En ese caso, quienes miran desde afuera dirán "¡ya le dio el camote otra vez! o su variante "se encamotó". Entonces, darán consejos en forma de "¡déjese de camotes!" o "¡suelte el camote!".

"Estar camote" es como estar loco... en cambio "encamotarse" es como emocionarse, obsesionarse con algo y no querer soltarlo. Nunca debe confundirse "encamarse" con "encamotarse". Es una regla de oro.

Y no debe olvidarse, que están Los Camoteros de Puebla... (¿verdad Simón?):

6 comentarios:

Victor EM dijo...

esta mae esta camote!

Jen® dijo...

yo me pongo/trago camote muy a menudo.
hola!

maya dijo...

y también... el que camote! ;)

Sirena dijo...

¡Qué camoteros ustedes!
Sí, Vic, estoy bien camote... igual que vos...
Jen: Me imagino... de pronto es requisito para tener un blog ¿no? y ¿cómo estás? ¿Cuándo hay conciertos buenos?
Maya: ¡qué camote! (acompañado de una mirada de reprobación de esas que te hacen huecos en la panza)

wílliam venegas segura dijo...

Encamotarse y encamarse: buen juego de palabras, esos juegos son los que hacen literatura (además de enredos). Otra palabra buena, que la dejaste en mi blog: amarguetines. ¡Muy buena! En todo caso se oye mejor encamotarse que pepearse, ¿o me puse muy convencional? Me voy con mis camotes. Luego vuelvo. Gracias.

Eduardo (ejmv) dijo...

está mal desear vivir camote?