30.3.09

Sirena va al desierto

Siempre que hay un cambio de época, hay un cambio de cara en el blog. No me convenció el experimento de la partitura. Me estorbaba pensar si estaba bien la métrica y en el fondo, no me sirvió para calmar la necesidad de marcar un antes y un después.

Sí. Otra vez hay un antes y un después, pero ahora no está marcado por la tristeza. En algo he avanzado.

Este blog ha servido para muchas cosas. Me ha permitido encontrarme con gente a la que quiero fuertemente. Ha servido para crecer y conocerme, pero tengo el presentimiento, de que también ha servido para enredarme en mis propias palabras. Necesito aprender a hacer silencio,a soportarlo.

En eso ando... y como es obvio, no puedo... pero sigo tratando.

En las vacaciones tal vez vaya al desierto de veras... supongo que es lo más parecido a confrontar el silencio ¿no?

Las sirenas ya no están. Las gracias a los amigos que me las dieron, siguen estando ahí.

5 comentarios:

Ana dijo...

De verdad un gran cambio, y no sé, me gusta pero de verdad tengo que acostumbrarme.

Esperá que el silencio se vaya colando poco a poco, así no cae como piedra.

Panda en la bañera... dijo...

hoooooo....está muy bien ex sirena¡¡¡ me gusta el nuevo esilo...ya ves lo que dicen, sólo los tontos y los muertos no cambian.
Un abrazo fuerte.

Humo en tus ojos dijo...

Además de agua dulce llevá aguita de mar! No vaya a ser que en el desierto quedés sirena-pasa!!!

DINOBAT dijo...

El silencio es el único amigo que nunca te traicionará....

LuisRicardo dijo...

Yo apoyo.